BIENESTAR

Qué es la lectura terapéutica y en qué nos beneficia

icono-leermas

pink-1635387_1920

¿Por qué, de verdad, NO hacer balance del año que termina?

Muchas personas se plantean, año tras año, hacer el clásico o típico balance anual de sus vidas. Para algunos y algunas, más que “un balance” propiamente dicho es una forma de reflexionar sobre su año, y en la mayor parte de los casos esto no trasciende más allá de una simple reflexión. Pero otras veces, nuestra, de entrada, inocente reflexión, se convierte en un suplicio y/o calvario que dura días, incluso semanas y puede llegar a amenazarnos con fastidiarnos las celebraciones.

 icono-leermas

solitude-449611_1280

¿Qué hacer cuando “todo se desmorona”?

Todas las personas, en algún momento de nuestra vida, hemos pensado en la famosa frase hecha de que “todo se desmorona”, para referirnos a que, en ese momento y en nuestra circunstancias vitales y personales, la mayor parte de las cosas “van mal”. Es verdad que, por la naturaleza optimista o pesimista de cada cual, y por diferentes factores más de su personalidad, cada cual puede interpretar de manera distinta las señales que provienen del exterior y, por tanto, actuar en consecuencia. Hay gente muy positiva la cual afirma que pocas veces ha sentido que todo se desmoronaba a sus pies. Sin embargo, hay otras personas que experimentan esta desagradable sensación con bastante más frecuencia. Si este es tu caso, ¿qué puedes hacer?

icono-leermas

man-1394395_1920

Aprender a disfrutar de la soledad

Hoy en día, con una sociedad tan individualista como la nuestra, la soledad se impone en muchos periodos de nuestra vida. Es por ello, que aprender a tolerarla, para más tarde poder incluso llegar a disfrutar de la soledad se ha hecho necesario para nuestras mentes y, a veces, las personas que no aprenden a desarrollar esa capacidad, sufren de más por una soledad, en su mayor parte, impuesta por las normas de hoy en día.

icono-leermas

psychologist-1015488_1920

¿Cómo nos ayuda un psicólogo?

Podemos imaginar perfectamente la escena. Nos preocupa mucho un tema personal, y finalmente hemos accedido a visitar a un psicólogo para que nos ayude a resolver ese problema que nos preocupa. No obstante, no sabemos como trabaja el profesional y esto nos genera dudas e incertidumbre, ¿será capaz de ayudarnos?, por supuesto que sí.

icono-leermas

child-429197_1920

Vencer la ansiedad

Muchas personas, hoy en día, sufren de ansiedad. El ritmo trepidante en el que nos ha tocado vivir, las exigencias de una sociedad cada vez más tecnológica y exigente, el escaso tiempo, la formación constante, las competencias, las rivalidades y el no parar nunca hace que, cada día, más personas sientan que el día no tiene suficientes horas, y que no pueden llegar a todo lo que se habían propuesto terminar.

icono-leermas

silhouette-602840_1920

Soltar lastre

Cuando sentimos que las cosas no van como deberían, esas cosas que hacemos que ya no nos apasionan como antes, que son un contratiempo siempre, que ya nunca haríamos, que han perdido sentido para nosotros y que, busquemos por donde busquemos no vemos la forma de sacarle partido o beneficio alguno a corto, medio o largo plazo, parece ser que es momento de soltar lastre.

icono-leermas

cliff-1209263_1920

Relajarse Más y Mejor

Todos sabemos lo perjudicial del estrés para nuestra salud y, nunca vienen mal unos momentos de relax diarios, por lo que siempre es bueno contar con más ideas, herramientas y disponibilidad en general, a la hora de practicar alguna actividad que nos permita tener un plus de relajación (o ya no un plus sino simplemente marcar la diferencia entre que exista o no), cada día.

icono-leermas

3025254469_ca45037873

¿Puedo tener miedo al rechazo?

A lo largo de nuestra vida, se van sucediendo miedos y temores, algunos evolutivos (por lo cual suelen ser temporales), y otros que digamos “vienen para quedarse” si no los trabajamos. El miedo al rechazo podemos considerarlo, hablando en términos de especie, “evolutivamente normal”. Esto significa que estamos programados genéticamente para tener miedo al rechazo puesto que el rechazo implica una amenaza a nuestro ser, aunque seguramente, hace miles de años, esto era mucho más peligroso que ahora.

icono-leermas

fear-299679_1920

Vencer la timidez

Dice la wiki que la timidez es la sensación de inseguridad o vergüenza con uno mismo que podemos sentir en situaciones sociales nuevas (o no), y que nos impiden o dificultan entablar conversaciones y relacionarnos con los demás.

icono-leermas

eye-609987_1920

¿Por qué es bueno llorar?

Mucho tiempo ha pasado desde que nos dijeron que no debíamos llorar. “Los hombres no lloran”, “llorar es símbolo de debilidad” y otras mentiras que nos han dicho desde siempre, han conseguido, la mayor parte de las veces, que creamos del todo o en parte, que reprimir el llanto es bueno. Pero nada más lejos de la realidad.

icono-leermas

heavy-934552_1280

 

El estrés diario

El estrés diario es algo con lo que, indudablemente todos, debemos guerrear, a veces más a menudo de lo que nos gustaría o de los que desearíamos. Sufrir de un cierto grado de estrés no se considera dañino porque un nivel mínimo de estrés es necesario para poder estar activo y atender a nuestros quehaceres cotidianos. El problema llega cuando ese estrés aumenta y se convierte en algo crónico, sentimos estrés todos los días, y en mayor cantidad, con lo cual nuestro cuerpo nos alerta para que pongamos solución, dado que el estrés a largo plazo nos puede pasar factura, y repercutir claramente en nuestra salud.

icono-leermas

worried-girl-413690_1920

Superar la frustración

Todos hemos sentido, en algún momento de nuestras vidas, este desagradable sentimiento. Está en nuestra naturaleza humana. Pero, hoy en día, con la cultura del bienestar rápido y constante parece que no tenemos derecho a sentir tristeza, frustración, ni ningún sentimiento negativo que se le asemeje. Y es que no siempre podemos estar felices, la tristeza, ha llegado hasta nuestros días porque es un sentimiento adaptativo, que nos permite mejorar algo en nosotros que no funciona bien. E igual pasa con la frustración. Pero el problema llega cuando esa frustración se queda en nosotros, ¿cómo superarla?

icono-leermas

wallpaper-830417_1280

¿Por qué dejamos de creer en cuentos de hadas cuando crecemos?

Cuando nos hacemos mayores dejamos de creer en cuentos de hadas y fantasías en general. La vida diaria, la rutina, las obligaciones, los deberes, nos absorben sin dejarnos apenas tiempo para fantasear en nada más. Y poco a poco, vamos convirtiéndonos en seres grises, chupados por la rutina y la desolación, y caemos en la depresión, en la ansiedad, en el pesimismo, en la desconfianza hacia todo lo que nos rodea. Que nos ha pasado.

icono-leermas